Cuando se me cayó el teatro

Llevaba los últimos 5 años tratando de ser la mamá perfecta. Creía que para ser buena mamá, tenía que darles el ejemplo de una mujer chambeadora, que logra balancear trabajo y familia a la perfección y dar el 100% en ambas. Mi versión de una buena mamá sabía hacer dos horas de ejercicio diario, arreglarseSigue leyendo «Cuando se me cayó el teatro»